El desafío de diseñar un planeta más verde y más inclusivo

El miércoles 11El Club Bar nos abrió sus puertas para el Green Drinks Buenos Aires de octubre. Contamos con las exposiciones de Luciana González Franco y Laura Cherny, Socias y Diseñadoras de Fui CartelMartín Lela, Director de Marketing de Meraki y Lorena Núñez, Cofundadora de PAPA Studio y Daravi.

“Nuestra visión es transformar algo efímero en algo que no lo es”

Asi lo afirman Laura Cherny y Luciana González Franco, socias, diseñadoras industriales y fundadoras de Fui Cartel, proyecto que recupera banners publicitarios -desechados por las empresas- y los transforman en productos útiles.

“Nuestra idea es deshacer la gráfica del banner y mediante la técnica del origami generamos una nueva propuesta. Se conserva la identidad de la empresa y al mismo tiempo ofrecemos diseño donde antes no lo había” señala Cherny.

¿Por qué el banner? González Franco cuenta que el banner es un material altamente contaminante que no se puede reciclar y que tarda cientos de años en degradarse. “Forma parte de la basura silenciosa que generan las empresas a diario” sostiene.

Desde Fui Cartel ofrecen productos institucionales para las empresas y, a su vez, para eventos especiales. Dado que el banner es un material versátil ofrece una gran cantidad de oportunidades y productos únicos. Han realizado trabajos para el Ministerio de Producción, para el MALBA, para la ONG Greenpeace y para Cablevisión, entre otros. “Creemos que a un producto proveniente de un material recuperado hay que exigirle lo mismo que a cualquier a otro producto. Nosotras trabajamos en el diseño de productos que tengan buena calidad de confección,” agrega Gonzáles Franco.

“Proponemos un modelo de economía circular: el material de desecho se transforma nuevamente en algo útil para las empresas generando al mismo tiempo una acción de cuidado del medio ambiente y fortaleciendo la imagen de las instituciones,” concluyen Cherny y González Franco.

“Buscamos generar conciencia en consumo sustentable”

Con estas palabras Martín Lela, Director de Marketing de Meraki, expone los motivos que sostienen a su negocio. Meraki nace de la concepción de tres amigos -ahora socios- que buscan reducir el impacto ambiental de los residuos ofreciendo un producto -un cepillo de dientes sustentable- de diseño y a precio competitivo.“Nuestra empresa esta diseñada sustentablemente desde la materia prima que elegimos y el proceso industrial está pensado para contaminar lo menos posible” afirma Lela.

Para ello, utilizan bambú en vez de plástico. “El bambú es una de las 3 plantas que mayor tasa de crecimiento tiene en el mundo. No necesita intervención del hombre, pesticidas o riego artificial. En 2 años y medio se regenera, vuelve a crecer solo” agrega.

La empresa comenzó a posicionar sus productos en dietéticas y supermercados y apunta a llenar las góndolas de comercios de consumo masivo.“Estamos en un momento en que el mercado verde esta creciendo. Si nos esforzamos en hacer productos con precios competitivos, el mercado va a durar. Apuntamos a transformar una moda en un hábito sustentable,” expresa Lela.

“Mi objetivo es dar trabajo y cambiar la realidad de las personas”

Eso sostiene Lorena Nuñez, Cofundadora de la empresa PAPA Studio y la fábrica de triple impacto Daravi. Desde PAPA accionan proyectos con impacto ambiental, social y económico y buscan resignificar descartes industriales a partir del diseño sustentable. En Daravi se realizan productos creados a partir de descartes con el objetivo de dar trabajo a mujeres en comunidades vulnerables.“Nuestros productos son masivos, útiles y estéticos. El producto tiene que ser divino, sino no es PAPA,” afirma Nuñez.

“Es fundamental -continúa la oradora- conocer el producto, aprender a comunicar el propósito, activar redes con interlocutores válidos y enfocar, vender y medir”. Resalta la importancia de tener presente el propósito que da vida a la idea de negocio y la necesidad de asociarse con otros proyectos. “No tiene que haber enemigos, competencia. Tiene que haber cooperación. Entre todos tenemos que lograr que este tipo de proyectos sea rentable, escalable, sostenible en el tiempo y sustentable. Creo que ésta es la responsabilidad de este tipo de productos y de esta nueva economía que tenemos que impulsar,” expresa Nuñez.

“Lo que nosotros soñamos y aspiramos a largo plazo es que nuestros productos tengan una etiqueta nutricional que diga cuantas personas trabajaron en ese proyecto, de qué manera lo hicimos -si rescatamos un producto, si usamos material de descarte, cuánto material nuevo se utilizó- y que tengan un ranking nuestros productos -si son más sociales, ambientales etc- e incluso un indicador económico. Creemos en el formato empresa. Creemos en los empresarios responsables. Tenemos que ser empresas buenas que tomen buenas decisiones para todos los ciudadanos,” concluye.

El encuentro de octubre nos invita a considerar al diseño como un promotor del desarrollo sustentable. Mediante la transformación de un material de descarte se puede evitar el deterioro ambiental y, al mismo tiempo, se ofrecen oportunidades a nivel social. A través del diseño, entonces, podemos cuidar al planeta y a quienes lo habitan.

Carla Gago

Esta entrada fue publicada en Blog, Encuentros y clasificada en , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente. Tanto los comentarios como los trackbacks están cerrados.
  • Próximo encuentro:

    Día: Martes 5 de diciembre 2017 de 19hs a 21hs.

    Sede: Francis Platz, Andrés Arguibel 2859 (Las Cañitas)

    Tema: Cierre de año

    Cómo asistir: La convocatoria se realiza por Welcu.com. Si no te llegó la invitación por email, inscribite al encuentro desde AQUÍ

  • Suscribite al newsletter:

    *indica dato obligatorio